saco-putas

Meten a las putas en el mismo saco que a delincuentes, contrabandistas y traficantes

El lienzo sobre las putas siempre se pinta con los mismos colores, (léase: ideas), y mismos pinceles (léase: moralistas), y es que la crisis hace que mucha gente haga más tonterías de las que se acostumbran a hacer normalmente, y quienes nos representan no son precisamente la excepción. Las putas ahora interesan en las cuentas del estado, y lo que es peor, las meten en el mismo saco que a los delincuentes, contrabandistas y traficantes. Sí, ya sé, al leerlo te ha pasado lo mismo que a mí, y es que se han olvidado de poner a los políticos, que fallo, eh?. Y luego son estos los que se rasgan las vestiduras para diferenciarse entre ellos, entre los corruptos y los que no lo son. Las putas da igual, son todas iguales, putas de carretera, de barrio chino, las mal llamadas “putas japonesas”, las que trabajan en clubs, las que trabajan como putas en Valencia o en cualquier parte del territorio nacional.

No voy a hablar del interés económico que reportan las putas para las arcas del estado, este artículo se fundamenta en la absurda desinformación que padecen, tal vez producto de la interesada ignorancia, aquellos quienes promulgan la injusticia y desconsideración por parte de aquellos que se atreven a compararlos entre si. Menos mal que ha habido entre ellos algunos más considerados que otros y que, en vez de gastarselo en supermercados, farmacias*, hoteles de lujo, comidas en los mejores restaurantes, mariscadas traídas en helicópteros privados, le han comprado alguna prenda íntima a, dejemoslo en alguien cercano íntimamente, y después, como buen español honrao que se viste por los pies, se ha ido de putas. Torrente no lo habría bordado mejor en ninguna de sus películas, y eso ya es decir, ¿o no?

* La farmacia donde acude el señor Arturo Fernández Álvarez venden las aspirinas a 116€, joder, que buenas que tienen que ser. Me temo que esas aspirinas dan energía a partes del cuerpo insospechadas en el propio prospecto de cualquier marca de aspirinas, debe ser una casualidad que valgan lo mismo que un medicamento que en ocasiones uso cuando me voy de putas, que más que como gasto de REpresentación, diría que sirven más como gasto de presentación.

Comenta tu experiencia con Meten a las putas en el mismo saco que a delincuentes, contrabandistas y traficantes

  • Hola, guest